Historia del Celler

El Celler Pujol Cargol es la herencia de una familia que desde 1758, y generación tras generación, cuida, ama y respeta la viña para obtener un vino de alta calidad, con una fuerte expresión de la tierra.

Al frente de la bodega se encuentra David Pujol Cargol, biólogo y enólogo, que a través del vino interpreta su trabajo en la viña. Su esposa, Roser, con un MBA, se ocupa de su promoción; sus padres, Luis y Pilar, aportan la experiencia en la gestión y el trato con el cliente, y su hermana, Natalia, y el cuñado, Jaume, siempre se dejan engañar para ayudar en las ferias especializadas y en las catas de vinos.

Tras el Celler Pujol Cargol no hay ni inversores ni una gran campaña de marketing, lo que nos hace únicos es que somos una bodega pequeña, familiar, construida piedra a piedra con más ilusión que recursos, pero siempre buscando la excelencia en cada uva y en cada gota de vino.